Actualidad Actualidad
Actualidad

CASTILLA Y LEÓN

La Junta prepara un nuevo Mapa de Transporte Público de Viajeros por Carretera para el año que viene

La consejera de Movilidad, María González Corral asegura que el nuevo sistema de movilidad será "más eficaz, inteligente y llegará a todos los ciudadanos", sin esperar al nacional planteado por el Gobierno.

La consejera de Movilidad y Transformación Digital, María González Corral. // Eduardo Margareto / ICAL
La consejera de Movilidad y Transformación Digital, María González Corral. // Eduardo Margareto / ICAL
ILEÓN / ICAL | 15/09/2022 - 15:00h.

La Junta de Castilla y León prepara el nuevo Mapa de Ordenación del Transporte Público de Viajeros por Carretera de Castilla y León que pretende dar cobertura a 1,7 millones de viajeros potenciales anuales, frente a los 1,2 millones actuales.

Castilla y León contará previsiblemente en 2023 con un nuevo Mapa de Ordenación del Transporte Público de Viajeros por Carretera, que incluirá, como novedad, el transporte escolar en el transporte regular para compartir recursos y hacer el nuevo sistema de movilidad "más eficiente, eficaz, sostenible, inteligente y que llegue a todos los ciudadanos del territorio", según destacó este jueves la consejera de Movilidad y Transformación Digital, María González Corral.

El Consejo de Gobierno de la Junta de Castilla y León aprobó en su sesión de este jueves, coincidiendo con el inicio de la celebración de la Semana Europea de la Movilidad, el Decreto por el que se aprueba el marco jurídico que sustenta el Mapa de Ordenación del Transporte Público de Viajeros por Carretera de Castilla y León, como instrumento para rediseñar la red pública de transporte de la Comunidad.

Una vez aprobado hoy el Decreto del Mapa, se inicia la fase de elaboración de los anteproyectos de explotación para definir paradas, recursos humanos y sometimiento a información pública para poder contar con la mayor participación y consenso posible de municipios, ciudadanos y sector del transporte.

El siguiente trámite será la elaboración de los proyectos de explotación y licitación de los nuevos contratos de concesión de servicios que estarán vigentes durante diez años.

La consejera invitó, en la fase de información pública, que se abrirá con los anteproyectos a los ciudadanos, entidades locales y actores del transporte a participar con sus propuestas.

Asimismo, González Corral, indicó que "desconoce" que horizonte temporal maneja el Ministerio de Transporte para dar a conocer su mapa de Transporte, que plantea la posibilidad de eliminar 348 paradas,  y agregó que la Junta no puede abordar el transporte intercomunitarios, ya que no es de su competencia, por lo tanto no esperará a que esté el nacional para elaborar el autonómico. "Reiteraremos a la ministra que se replantee la decisión de eliminar las paradas en aras de dar mejor servicio a los castellanos y leoneses", destacó.

No obstante, la consejera detalló algunos aspectos generales del nuevo Mapa que pretende dotar a la Comunidad de rutas "más eficientes" y coordinarla con las políticas transversales de lucha contra la despoblación y que sienta las bases para el nuevo modelo de movilidad pública para Castilla y León, que dará cobertura al cien por cien de los municipios, según se comprometió.

Con esta aprobación, se culminan los trámites previos de sometimiento a audiencia e información pública y participación, destacando el consenso con el sector, plasmado en el Acuerdo de 31 de diciembre de 2021 sobre la subrogación de los trabajadores en los nuevos contratos de concesión.

González Corral indicó que la nueva configuración del transporte en Castilla y León es un compromiso de legislatura sobre la base de la Ley 9/2018, de 20 de diciembre, de transporte público de viajeros por carretera de Castilla y León y que se materializará en tres instrumentos: un mapa de transporte para la Comunidad, los anteproyectos de explotación y la licitación de las nuevas concesiones, que estarán vigentes durante una década,

La aprobación del Mapa de Ordenación del Transporte, como instrumento que establece la estrategia de movilidad pública en Castilla y León y como elemento esencial para la implantación de un nuevo modelo concesional flexible,  garantiza los derechos de la ciudadanía, cualquiera que sea el lugar donde resida y se da un paso a una movilidad pública alineada con los conceptos de accesibilidad universal, modernidad, sostenibilidad ambiental, conectividad y digitalizacion, según la responsable de Movilidad.

Asimismo, señaló que el transporte por carretera en Castilla y León es "vital", al ser un factor de cohesión y vertebración social y territorial, dada la extensión y dispersión de la Comunidad, garante del derecho de acceso de todos los ciudadanos a los servicios públicos esenciales en óptimas condiciones de igualdad.

De este modo, el nuevo mapa se plantea como el instrumento básico para poder diseñar de manera planificada, ordenada y coordinada, los nuevos contratos de transporte, que deben licitarse para cumplir con la normativa europea.

Para la elaboración del mapa, se ha realizado un diagnóstico previo del marco territorial y demográfico de Castilla y León, de los polos de movilidad y del sistema de transporte e infraestructuras vigentes.

A partir de ahí, se ha diseñado una planificación sobre tres ejes estratégicos (transporte comprometido con la ciudadanía, con la sostenibilidad y con la transformación digital) en torno a los cuales se agrupan una serie de objetivos genéricos.

Cobertura total

Respecto al eje estratégico que refuerza el compromiso con la ciudadanía, el nuevo mapa dará cobertura total de la población al incrementarse la oferta del transporte. De este modo, se favorece  la accesibilidad universal y se dota a todas las localidades de la Comunidad de transporte público, especialmente en aquellas más "deslocalizadas" y situadas en el mundo rural.

Los servicios se explotarán bajo la modalidad de concesiones por zonas, que incluyen todos los servicios de transporte público regular de viajeros de titularidad de la Junta. El nuevo sistema se ha planteado como un modelo "flexible" para permitir su adaptación a la evolución de las características poblacionales y territoriales de la Comunidad.

En el eje de compromiso con la ciudadanía también se enmarca el impulso al transporte a la demanda, lo que permitirá llegar a un mayor número de localidades en las zonas rurales.

De este modo, se ampliará su zonificación a la totalidad del territorio de la Comunidad y se posibilitará dar servicio a más de 1,7 millones de viajeros anuales, para lograr  así que el transporte a la demanda suponga el 50 por ciento de la oferta del transporte regular.

Este transporte a la demanda se adapta a las necesidades de los usuarios, optimizando los recursos y adecuando la circulación de los autobuses a los viajeros. Este modelo, implantado por la Junta de Castilla y León de manera pionera, ha sido reconocido nacional e internacionalmente y en el marco actual es utilizado en un 65 por ciento por personas mayores de 65 años.

El nuevo sistema potencia el transporte de prestación conjunta con diferentes fórmulas, como la integración del transporte escolar en el transporte regular convencional, de manera que se prestan ambos servicios de manera simultánea, garantizando la reserva de las plazas de escolares en las rutas de transporte regular.

Además, el nuevo sistema mantendrá la gratuidad del transporte a la demanda y las actuales bonificaciones en los transportes competencia de la Comunidad, que se verán complementadas con la implantación del 'Bono Castilla y León Rural Joven' y del 'Bono Castilla y León 20', para transporte metropolitano.

Sostenibilidad

Dentro del segundo eje estratégico se incluye la sostenibilidad ambiental y reducción de la huella de carbono. Para ello, se contará con una flota moderna con energías sostenibles, cuyos vehículos cumplan con las especificaciones eficientes energéticamente existentes en el momento de licitación de los nuevos contratos, según concretó la consejera.

Por otro lado, el nuevo sistema apuesta por el mantenimiento del empleo en el sector, ya que los nuevos contratos deben de contemplar la subrogación laboral de los actuales trabajadores de las diferentes concesiones de transporte público, así como cláusulas sociales vinculadas a la adjudicación y ejecución de los contratos.

En línea con el compromiso con la sostenibilidad se enmarca las ayudas convocadas por la Consejería de Movilidad y Transformación Digital, dirigidas a empresas privadas de viajeros y mercancías, para la transformación de sus flotas para favorecer la incorporación de energías de bajas o nulas emisiones, con un importe de 12,4 millones de euros.

Transformación digital

Para mejorar el servicio existente, la Junta apostará por la modernización y seguridad de la flota de vehículos para que sea "moderna, eficiente y adaptada", y a la que se incorporarán los principales avances en sistemas inteligentes de transporte y seguridad.

Esta tecnificación abarca tanto el equipamiento solicitado a los concesionarios de los servicios de transporte (sistemas de ayuda a la explotación, sistemas de pago electrónico, sistema conectado con el ciudadano), como a la tecnología que debe disponer la Administración para poder ejercer el control de oferta y demanda adecuados.

Estos nuevos sistemas tecnológicos convivirán con los implantados en la actualidad de bono con tarjeta, pago en metálico y reserva telefónica, con el fin de garantizar la accesibilidad a todos los usuarios.

En este contexto, la Consejería de Movilidad y Transformación Digital abordará en esta Legislatura el proyecto integral de Implantación de un Sistema Tecnológico, ITS, para el nuevo modelo de transporte de Castilla y León, dotado con más de 30 millones procedentes de fondos europeos.

Esta transformación del sistema de transporte se complementa con el plan de modernización de las estaciones de autobuses, para ofrecer una mayor calidad y servicio a los ciudadanos, con una inversión prevista de más de 19 millones de euros en esta legislatura.

publicidad

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

Deja tu comentario